fbpx

Objetivos SMART: Ejemplos y plantilla para definir tus metas de forma inteligente

¿Eres de los que te marcas objetivos cada año y nunca se cumplen? Si la respuesta es sí, quizá estés apuntando hacia objetivos imposibles. Definir tus metas de forma inteligente es fundamental para alcanzar tus metas y los objetivos SMART te ayudan con ello.

En este post vas a aprender a planificar tus objetivos con la metodología SMART a través de ejemplos reales. Además, para que te resulte muy sencillo te regalo una plantilla de objetivos SMART con la que vas a empezar a trabajar tus propósitos de forma efectiva.

Esta metodología te resultará útil tanto para definir objetivos personales como objetivos empresariales 

Sé que a veces nos da pereza o nos parece una pérdida de tiempo sentarnos a pensar cosas como ¿qué quiero hacer, por qué quiero hacerlo o de qué recursos dispongo? Puede parecer aburrido y que es más efectivo ponerse manos a la obra, pero al final lo que conseguimos es ir sin rumbo y perder tiempo, trabajo y recursos.Incluso te puedo asegurar que muchas empresas han quebrado por este motivo. Por ello, toma nota: la planificación es imprescindible para alcanzar el éxito.

¡Vamos a ello!

Qué son los objetivos SMART

Los objetivos SMART son una de las técnicas profesionales más utilizadas para definir objetivos inteligentes, la palabra SMART se compone de 5 siglas , cada una de ellas se corresponde a un concepto clave para alcanzar nuestros objetivos , entonces vamos a ver,  qué es SMART? 

Objetivos SMART plantilla y ejemplos

Ventajas de formular objetivos SMART

Seguro que te estás preguntando por qué es tan importante definir tus objetivos siguiendo la metodología SMART y si merece la pena invertir tiempo en ello. Te puedo asegurar que sí.

Piensa que para tener éxito en tu negocio es vital que todas tus acciones y estrategias vayan enfocada a la consecución de  unas metas, nunca podrás avanzar si no tienes claro hacia dónde te diriges.

Por el contrario, si tienes claro hacia dónde van encaminadas tus acciones vas a reducir tiempo, recursos y dinero. Estarás trabajando de forma eficiente. 

Estas son las ventajas que te va aportar definir tus objetivos de forma inteligente:

  • Tus objetivos serán claros y precisos, así podrás enfocarte en lo importante, es decir, en las tareas y procesos que te aportan beneficios. 
  • Te permitirá tener una planificación de forma que te resultará más sencillo priorizar acciones.
  • Llevas más control sobre tus procesos, te permite medir la consecución de cada objetivo, de forma que si algo no está funcionando el tiempo de reacción para corregirlo será menor.
  • Gestionas el tiempo de forma más eficiente porque centrarás tus esfuerzos en lo que te acerca a tus metas.
  • Optimizarás tus recursos, evitando malgastarlo en acciones poco eficientes.

En definitiva esta metodología te hará ganar en eficacia y eficiencia

¿Cómo definir objetivos SMART?

Vamos a ver cada característica por separado y qué preguntas puedes hacerte para que vayas construyendo paso a paso tus metas.

Objetivos específicos:

Tu objetivo debe ser específico, es decir , debe ser claro y sin ambigüedades, debe describir a simple vista claramente que es lo que quieres y como vas a conseguirlo.

Para ello puedes hacerte estas preguntas:

  • Por qué deseo ese objetivo?
  • Dónde lo llevaré a cabo?
  • Cómo se puede conseguir?
  • Qué necesito para conseguirlo?

Cuanto más detalles tu objetivo, mas fácil te va a resultar alcanzarlo y definir el camino para llegar a él.

Objetivos medibles

El objetivo debe ser cuantificable y poder medirse, de esta manera podrás valorar si se ha logrado o no el objetivo,  y en qué porcentaje vas avanzando hacia tu meta. Para que esto sea posible, es muy importante asignarle una cifra, de esta forma, si a lo largo del tiempo detectas que no se está cumpliendo el objetivo, podrás hacer las modificaciones necesarias en tu estrategia.

Es importante que puedas medir los resultados, que funcione como un indicador de los éxitos que vamos alcanzando, y nos ayudará también a sentirnos motivados.

Objetivos alcanzables

No te marques metas imposibles, con esto sólo conseguirás desmotivarte. La finalidad es marcarte un objetivo ambicioso pero a la vez posible, para ello, tendremos que tener en cuenta nuestras habilidades y recursos.

No puedo marcarme cómo objetivo aumentar mis ventas en 300.000€ en un día cuando sé que no dispongo de los medios suficientes para conseguirlo.

Tiene que ser razonable, ni objetivos excesivamente difíciles, ni tampoco demasiado fáciles, algo que puedas ir alcanzando poco a poco.

Objetivos relevantes/realistas

Para definir un objetivo realista debes tener claro tu potencial y el de las personas implicadas y ser consciente de los recursos de los que dispones.

Siguiendo con el ejemplo de antes, decir que voy a conseguir 300.000€ en ventas en un día cuando sé que no tengo recursos para ello, no es realista, en cambio decir que quiero facturar  300.000€ en un año, sí lo es. 

Si el objetivo no es realista, se convertirá en un sueño, sólo conseguirás frustrarte.

Objetivos limitados en el tiempo

Este es uno de los puntos más importantes para conseguir nuestros objetivos, debemos marcarnos una fecha límite para evitar posponer tareas.

¿Qué pasa cuando no nos marcamos una fecha límite? Que vamos dejando pasar el tiempo, es algo que nos pasa a todos, y es precisamente lo que queremos evitar.

8 ejemplos de objetivos SMART reales

Vamos a ver diferentes ejemplos reales de objetivos SMART para que veas claramente cómo definirlos y verás que es una metodología que no sólo es válida para definir objetivos profesionales, sino que también es muy útil a la hora de definir objetivos personales

Ejemplo de objetivo SMART  #1: Aumentar las ventas.

¿Te parece que está bien definido? Pues no.

Tu objetivo es mejorar tu inbound marketing o marketing de atracción, pero es muy general 

Así formulado no está claro, ¿cuánto quieres aumentar tus ventas? ¿En cuánto tiempo?

Este objetivo estaría bien definido si decimos: Quiero aumentar las ventas del producto / servicio un 15% en los próximos 3 meses.

De esta manera sabemos cuánto quieres aumentar las ventas, en cuánto tiempo y podemos medir la evolución y los resultados

Ejemplo de objetivo SMART #2 : Aumentar el tráfico de la página web con campañas de inbound marketing

En marketing digital este es un objetivo de los más comunes. Así formulado se trata de un objetivo alcanzable y relevante, pero debería concretarse en el tiempo y ser medible, es decir, ¿en qué plazo de tiempo? ¿ Cuánto quiero aumentar el tráfico a mi web?

Imagina que tu página web aumenta en 10 visitas en 3 meses. Tal y como has definido tu objetivo lo habrías cumplido, pero en realidad este incremento no te aporta beneficio, no es tu meta.

El objetivo SMART sería aumentar el número de visitas a mi pag web en un 40% en 3 meses.

Ejemplo de objetivo SMART #3: Quiero viajar más

Este objetivo también es muy ambiguo, ¿cuánto más quieres viajar? ¿Cuándo?

Estaría bien definido si decimos, quiero hacer por lo menos 3 viajes al año.

De esta manera sabemos cuántos viajes quieres hacer y podemos medirlo.

Ejemplo de objetivo SMART #4: Generar más leads a través de mis campañas de marketing online

Este es uno de los objetivos más comunes dentro del marketing digital. Antes de poner en marcha cualquier campaña de marketing debemos tener claro cuántos leads queremos conseguir, qué tipo de leads (tu buyer persona) para hacer una buena segmentación y en cuánto tiempo, para definir el inicio y fin de nuestras campañas. 

El objetivo SMART sería: Quiero conseguir 1000 leads cualificados en un plazo de 6 meses. 

Ejemplo de objetivo SMART #5: Aumentar el número de seguidores en mis redes sociales

En este caso no queda definido ni el incremento que buscas, ni en qué redes, ni en cuánto tiempo… Para este tipo de objetivos habría que establecer un objetivo SMART para cada red social en la que tengas presencia y quieras trabajar. Cada una de ellas tiene una finalidad distinta y un público diferente, así que no puedes generalizar. 

Un ejemplo de objetivo SMART bien definido sería: quiero aumentar mis seguidores en instagram en un 50% en 3 meses. 

Ejemplo de objetivo SMART #6: Aumentar los suscriptores a mi blog.

¿Te parece suficiente un suscriptor más? ¿ y si has tardado 3 meses en conseguirlo? Creo que esto no es lo que esperabas, pero tal y como está planteado este objetivo habrías conseguido tu meta. Lo que ha ocurrido  que en el planteamiento no dejas claro cuántos suscriptores quieres captar con tu estrategia de marketing de contenidos, ni en cuánto tiempo, ni tienes posibilidad de medirlo porque no has fijado ninguna cantidad, de forma que cualquier incremento cumpliría tu objetivo. 

El objetivo SMART sería por ejemplo, quiero aumentar en un 50% el número de suscriptores en 6 meses. 

Ejemplo de objetivo SMART #7: Pasar más tiempo con mi familia.

¿Cuánto tiempo necesitas? ¿Cuánto vas a tardar en conseguirlo? Este objetivo tampoco está bien definido, tienes que concretar más. 

Tu objetivo SMART podría ser: Quiero llegar a casa todos los días antes de las 17.00 de lunes a viernes en un plazo máximo de un mes.

Ejemplo de objetivo SMART #8: Ahorrar dinero

¿Te parece que está bien planteado? Seguro que a estas alturas del artículo ya tienes clara la respuesta ¿me equivoco? Efectivamente, este ejemplo real de objetivo SMART no está bien formulado.

En este caso debes marcar una pauta, una cantidad que puedas alcanzar teniendo en cuenta tus posibilidades y el tiempo necesario para conseguirlo, si no…. Te puedo asegurar que no alcanzarás esa meta.

Si no sabes cuánto dinero quieres ahorrar, ¿cómo vas a conseguirlo?

El objetivo SMART podría ser: Quiero ahorrar 100€ cada mes durante un año.

Ya sabes como definir objetivos correctamente, ya no tienes excusa!!  Así que no pierdas más tiempo haciendo acciones sin sentido y empieza ya a definir tus objetivos SMART.

Plantilla objetivos SMART: descarga la plantilla y define tus objetivos inteligentes.

¿Ves la diferencia? Plantear tus objetivos de forma inteligente es la mejor manera de garantizar el éxito. Si defines tus metas específicas, medibles, alcanzables, realistas y acotadas en el tiempo no sólo estás poniendo todos los medios para conseguir tus sueños sino que, además, te va a servir para ver dónde la estás cagando y corregirlo, o ver dónde lo estás haciendo bien.

Ya sabes cómo definir objetivos correctamente, ¡ya no tienes excusa!  Así que no pierdas más tiempo haciendo acciones sin sentido y empieza ya a definir tus objetivos SMART.

Aquí te dejo una plantilla de objetivos SMART que he diseñado y es la que yo misma utilizo,  para que puedas comenzar. Te recomiendo que la imprimas, vayas apuntando tus objetivos inteligentes y lo pongas en un lugar donde puedas verlo cada día.

¡Empieza a planificar ya y disfruta del éxito cada vez que cumplas uno de tus objetivos SMART!

Si quieres emprender o ya has iniciado tu propio proyecto, pero sientes que nadas a la deriva sin rumbo fijo, tengo abiertas nuevas plazas para mi servicio de mentoría. Escríbeme y cuéntame qué necesitas. 

Deja un comentario